Gabinete Mandala

Psicopedagogía

 

¿Qué es la dislexia?

La dislexia hace referencia a un conjunto de dificultades en el aprendizaje que se caracteriza por problemas con el reconocimiento de palabras, mal deletreo y poca capacidad ortográfica. A continuación te explicamos más sobre la dislexia.



¿Qué observamos en personas con dislexia?


Hay una serie de síntomas o características propias de la dislexia, estos son:

  • Lectura de palabras imprecisas y lentas o con esfuerzo.

  • Dificultad para comprender el significado de lo que lee.

  • Dificultades ortográficas.

  • Dificultades con la expresión escrita.

  • Suelen confundir palabras fonéticamente similares (suenan parecido).

  • Suelen intercambiar letras que son gráficamente similares, como “p-q” o “b-d”.

  • Problemas de atención.

  • Dificultades en la coordinación y la orientación espacial (derecha-izquierda o arriba-abajo).

  • Pueden presentar dificultades de orientación temporal (reconocimiento de días y horas) como en gestión del tiempo.

  • Las aptitudes académicas están por debajo de lo esperado.



¿Cuándo aparece la dislexia?


La dislexia se puede diagnosticar a partir de los 7 años, ya que normalmente la adquisición de la lectura empieza a los 6 años. Esto no quiere decir que no aparezca hasta esta edad, muchas veces indicios como los de arriba citados pueden aparecer en edades anteriores.


En ocasiones, las dificultades de aprendizaje comienzan en la edad escolar, pero pueden no manifestarse hasta que las demandas de las aptitudes académicas son más elevadas. Por eso, en muchos casos, el diagnóstico de la dislexia llega a edades ya avanzadas (incluso en algunos casos, en la adultez).



¿Cuáles son las causas?


En cuanto a la etiología de la dislexia, es algo que todavía se sigue investigando. Las investigaciones realizadas hasta la fecha parecen indicar que:

  • Hay una falta de activación en diferentes áreas del cerebro cuando se realizan tareas relacionadas con el léxico.

  • En el hemisferio izquierdo se da un menor procesamiento en cuanto a la percepción de estímulos verbales.

  • En el hemisferio derecho hay déficits en el procesamiento fonológico y en la velocidad de procesamiento visual.

  • Dificultades cognitivas en cuanto a la percepción de formas y en la memoria a corto plazo.

  • Existencia de una base genética en la heredabilidad de la dislexia.



¿Qué tipos de dislexia hay?


La dislexia puede clasificarse en tres grupos dependiendo de qué dificultades son predominantes:


  • Fonológica. En este grupo, las personas tienen dificultades sobre todo en la ruta fonológica, es decir, leen de una manera más superficial, en la que a veces deducen más que leen. Pueden confundir palabras como “maza” y “mazo” o “libro” y “litro”. Suelen leer bien las palabras que son familiares para ellos, pero tener problemas en la lectura de palabras menos habituales, palabras largas o pseudopalabras (palabras inventadas).


  • Superficial o visual. Tienen dificultades en la ruta visual, es decir, su ruta predominante es la ruta fonológica. Por lo que suelen tener una velocidad de lectura muy lenta, más cuanto más larga es la palabra, y suelen confundir palabras homónimas (por ejemplo, “hola” y “ola”). Además, suelen cometer errores de omisión, adición o sustitución de letras.


  • Mixta. Tienen dificultades en las dos rutas, tanto la visual como la fonológica. Lo que conlleva también problemas semánticos.



¿Tiene cura la dislexia?


La dislexia, al igual que en los demás trastornos del aprendizaje, requiere una intervención y tratamiento. Sin embargo, no tiene una “cura” como tal. Los síntomas de la dislexia por lo general continuarán a lo largo de la vida de la persona, no obstante, con el tratamiento adecuado, estos pueden verse muy disminuidos.



Si reconoces algunos de estos síntomas en tu hijo/a, ponte en contacto con nosotras a través de la página web y pídenos asesoramiento.

Estaremos encantadas de poder ayudarte.


1/4
SUSCRÍBETE A NUESTRO BLOG
PARA NO PERDERTE NINGÚN CONTENIDO

© 2020 Gabinete Mandala - Psicopedagogía